You are a passenger

La vida de Belén (@alo_miami) como expatriada en Miami

Si tenéis curiosidad por saber cómo es la vida de una expatriada en Estados Unidos (concretamente en Miami), no os podéis perder lo que os cuenta Belén en su IG y en su blog Aló Miami?. Durante su adolescencia estudio inglés en Irlanda y USA alojándose en varias familias y, muchos años después, en 2013, se trasladó a Miami por motivos de trabajo.

Desde allí nos enseña los pros y los contras de la cultura americana, además de darnos pequeñas clases de inglés sobre palabras y expresiones que mucha gente no conoce. Si aún no conocéis su hashtag #alómicroclases es que ya estáis tardando en pasar por su IG @alo_miami.

En tu blog nos cuentas tus aventuras como adolescente de intercambio en USA. ¿Qué es lo mejor que te llevaste de esos intercambios?

El blog realmente va sobre curiosidades de la vida en EE.UU. en la actualidad, pero recientemente hice un “serial” de lecturas de verano sobre uno de mis veranos en Florida, cuando venía de adolescente a estudiar inglés. Fueron solo un Prólogo y 4 capitulillos, me quedaron muchas cosas por contar.

¿Lo mejor de alojarse con familias? Que aprendes que no todas son como la tuya. Que lo que tú consideras “normal” para otros es rarísimo, y viceversa. A lo largo de nueve años, me he alojado con tres familias irlandesas, cinco estadounidenses y una canadiense y cada una era un mundo aparte. Cada casa tiene sus normas, sus costumbres, sus chistes internos y sus dramas… Es un aprendizaje increíble en muchos sentidos.

Intentas mostrar la parte negativa de vivir en el País de las Oportunidades, pero estoy segura de que tiene una parte positiva. ¿Qué es lo mejor de vivir en USA? 

Intento ser realista porque, por desgracia, EE.UU. es un país completamente idealizado y la vida aquí no es como nos la pintan en las películas, por eso cuento todo lo negativo y veo cómo los que me leen o me escuchan se sorprenden muchísimo.

Pero si tengo que decir algo bueno de vivir aquí es que la tasa de desempleo es mínima. Si buscas trabajo (de forma legal, claro, con visado en regla), encuentras en muy poco tiempo. Otro tema ya es lo difícil que es conseguir ese visado o las condiciones laborales que se estilan por aquí pero, ¿ves? ahí vuelvo a la parte negativa…

Luego también está el tema del espacio, ese lujo en Europa. Que tu armario sea del tamaño de un cuarto de baño. Que tu cocina sea del tamaño de un salón. Que se te olvide hacer maniobras porque los aparcamientos son enormes… Disfruto mucho de eso, del “todo a lo grande”.

También el hecho de vivir lejos me ha hecho cambiar mi percepción de España (para mejor) ya que salí de allí muy harta de todo y muy crítica con mi propio país. Ahora veo también sus cosas buenas, que son muchas.

Y, obviamente, para mi la vida en EEUU tiene sentido por #yankimarido y su familia, que es lo mejor, junto con nuestro chucho Pancho, que me ha dado este país.

Belén y yankimarido
¿Cómo es la realidad  de la vida de una expatriada?, ¿es fácil integrarse en la vida americana o siempre eres la extranjera? (en el trabajo, con los amigos…). 

Esto varía mucho de un estado a otro. Yo hablo de mi vida en la zona sur de Florida… Dicen que Miami es la ciudad con mayor número de expatriados del mundo, aquí casi todo el mundo es de fuera, así que soy una extranjera más. Aún así, sí, siempre eres “la española”, incluso en la comunidad latina.

A mi no me parece fácil la adaptación social, ya que hay mucho choque cultural tanto con unos (latinos) como con otros (estadounidenses) pero, por ejemplo, me ha resultado súper fácil acostumbrarme al trabajo, mucho más eficiente y directo al grano, del sistema americano.

También he tenido muchísima suerte con mi yankifamilia, que me han aceptado con todo el amor del mundo desde el primer día.

¿Cómo surgió la idea de #alómicroclases y tus desayunos con el Cola Cao de los sábados por la mañana? 

La idea de las microclases salió porque yo iba a unas clases de inglés de negocios que pagaba mi empresa y tenía que caminar un par de manzanas para llegar. Se me ocurrió que, ya que yo iba a inglés, durante el camino podría enseñar yo también inglés a otros. Fui “teacher” cuando vivía en Madrid y me encantaba enseñarlo de una manera divertida, así que empecé a contar cosas curiosas que no duraran más de 1 minuto.

El día que se me acabaron las clases a mi, la gente me pidió que siguiera de todas formas haciendo las #alómicroclases… ¡y hasta hoy! ¡Todos los martes toca lección! Intento enseñar cosas que yo no aprendí hasta que no empecé a vivir aquí, que no te enseñan en las academias, y le pongo todo el humor que puedo para que se os hagan súper amenas.

Los desayunos no recuerdo exactamente cuándo surgieron. Yo me levanto muy pronto y desayuno en mi balcón porque a esas horas intempestivas el agua está en calma y veo delfines casi siempre. Yankimarido es de los que duerme hasta tarde, así que no tenía con quien hablar. Un día empecé a grabarme hablando de algo, no recuerdo bien. Estaba en pijama y con la cara sin lavar, pero como eran Stories y se borran a las 24h, me daba lo mismo…

Pero poco a poco empecé a explicar cosas más complicadas: el mundo judío, la cena de Passover, el racismo, los partidos políticos, la historia de la bandera… y la gente me pedía que las dejase grabadas, que resolviera dudas y tal. Al final mis desayunos se han convertido en clases sobre historia y cultura americanas y las doy con unas pintas… pero ahí, en pijama, es mi momento más relajado de la semana y cuando más me apetece hablaros, la verdad.

¿Qué nos aconsejarías a todos aquellos que todavía no conocemos Miami?, ¿tienes alguna recomendación que no aparezca en las guías pero que no nos podemos perder? 

A Miami hay que venir con las expectativas bajas. ¡Esto no es NY, ni Chicago, ni San Francisco, chicos…! Tiene su encanto pero está medio escondido y es difícil de ver en pocos días. Para mi, lo más espectacular es la naturaleza: los caimanes en los Everglades, los manatíes, las mantas raya y los delfines en la bahía, las iguanas gigantes, los mapaches y los ibis en la calle, los pelícanos, las garzas, los búhos…

Algo que no aparece en ninguna guía es el Pelican Harbor Seabird Station, un lugar pequeñito donde -financiado exclusivamente por donativos- se encargan de recuperar aves (la mayoría pelícanos) encontradas heridas, para que puedan volver a vivir en libertad. La entrada es gratuita, aunque obviamente los donativos son siempre bienvenidos.

También el Wolfsonian Museum de Miami Beach es una joyita escondida con una buena colección de arte, muebles y propaganda política de principios de siglo hasta los ‘50 que merece muchísimo la pena ver y casi nadie lo sabe.

Aunque mi blog no es de viajes, hice un post sobre algunas de estas opciones alternativas en Miami Beach. Si vais a pasar por aquí, os recomiendo que echéis un vistazo!

…………………………………………………

Gracias Belén por compartir detalles de tu vida de expatriada conmigo. Si queréis aprender inglés con sus #alómicroclases no os perdáis su IG @alo_miami.

También puede gustarte...

4 Comentarios

  1. Me encanta Belén y la forma que tiene de contar las cosas. Me quedo pegada a sus stories de Instagram y alucino con muchas de las cosas que cuenta de Miami

    Muy buena entrevista Carla 😘

    1. Carla dice:

      #alomicroclases me encantan!! La verdad es que tiene una manera super interesante de contarnos cómo es la vida en USA… Muy necesario para no idealizarla… 🙂

  2. Una entrevista genial … Me ha encantaso!! Gracias Belén por acercarnos más a esa vida americana que tantas veces idealizamos y que tú nos explicas también !!!😘😘

    1. Carla dice:

      Gracias! Ha sido un placer entrevistar a Belén, tiene mucho que contar sobre la vida en USA 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *