Budapest,  Europa,  Hungría

Qué ver en Buda, la orilla occidental del Danubio en Budapest

Budapest es conocida como la Perla del Danubio y se ubica en un lugar privilegiado a ambas orillas del río, que separa las antiguas ciudades de Buda (en el lado occidental) y Pest (en el lado oriental).

En la zona de Pest es donde se concentran los principales atractivos turísticos de la ciudad (el Parlamento, la Gran Sinagoga, la Avenida Andrássy…), pero ningún viaje a Budapest estaría completo sin recorrer parte de la antigua ciudad de Buda, a la que deberías dedicarle al menos un día completo.

Yo fui a finales de noviembre – principios de diciembre y nos hizo mucho frío y nieve, pero lo bueno de viajar a Budapest antes de Navidad es que podrás disfrutar de los mercadillos navideños de la ciudad, que fueron declarados en 2019 como los “Mejores Mercadillos navideños de Europa”.

Debido a la nieve, tuvimos que descartar algunos de los lugares que teníamos para visitar en Buda, como la Ciudadela o la Iglesia Rupestre (Gellért Hill Cave), pero aún así no puedo dejar de recomendarte la visita.

Vistas del Danubio y de Pest desde el Castillo de Buda

¿Quieres saber todo lo que ver en la zona de Buda?

BASTIÓN DE LOS PESCADORES

Vistas desde el Bastión de los Pescadores

Es el lugar más visitado de la zona de Buda y desde donde se disfruta de unas de las mejores vistas de la otra orilla del río, especialmente del Parlamento. Se construyó en 1902 y está formado por 7 torres que representan a las 7 tribus magiares que fundaron Hungría. Además, en la plaza donde se encuentra el Bastión hay una estatua de bronce del rey Esteban I a caballo.

Su función es puramente decorativa y mi recomendación es que intentes ir a primera hora de la mañana o por la noche, ya que suele estar siempre lleno de gente, así que tendrás que armarte de paciencia para hacerte un hueco y conseguir buenas vistas del Parlamento…

El acceso al Bastión de los Pescadores es gratuito y lo mejor para llegar hasta aquí es cruzando a pie el Puente de las Cadenas o coger el autobús 16B, que te lleva directamente hasta la base del Bastión. Otra opción es la que hicimos nosotras: autobús hasta la base del funicular del Castillo de Buda, y desde allí caminando.

IGLESIA DE MATÍAS

Iglesia de Matías, junto al Bastión de los Pescadores

Su nombre real es Iglesia de Nuestra Señora, aunque es más conocida como Iglesia de Matías, por el rey húngaro Matías Corvino y, junto con el recinto del Castillo de Buda, forma parte del Patrimonio de la Humanidad de la Unesco. Se encuentra junto al Bastión de los Pescadores y es una iglesia católica de estilo neogótico (aunque se empezó a construir en el siglo XIII, fue reformada en el siglo XIX).

Esta iglesia ha sido escenario de varias bodas y coronaciones reales y, gracias a su buena acústica, en ella se celebran conciertos de órgano y música clásica.

  • Ubicación: Szentháromság tér 2
  • Horario: lunes a viernes de 9.00 a 17.00, sábados de 9.00 a 12.00 y domingos de 13.00 a 17.00
  • Precio: 1.800 HUF (adultos) y 1.200 HUF (estudiantes y mayores de 60 años)

BATTHYÁNY TÉR

Batthyány Tér es una pequeña plaza a orillas del Danubio con una estación de la línea M2 de metro y de la línea H5 de tren. Aquí se encuentra la iglesia católica de Santa Ana, uno de los principales ejemplos de arquitectura barroca de la ciudad, pero esta plaza es conocida sobre todo por las preciosas vistas del Parlamento, que se encuentra justo enfrente, en la otra orilla del río.

Si lo prefieres, puedes llegar hasta aquí en los tranvías 19 y 41, de los que te hablo al final de este post.

BARRIO DEL CASTILLO DE BUDA

Si dejas la Iglesia de Matías y el Bastión de los Pescadores atrás, te adentrarás en el Barrio del Castillo de Buda, un paseo que merece muchísimo la pena hacer… Mi recomendación es que vayas caminando con calma y sin rumbo, observando las casas de la zona y disfrutando de la tranquilidad de este barrio.

Aún así, durante tu ruta por el Barrio del Castillo de Buda, no puedes dejar de visitar:

Iglesia de María Magdalena

Iglesia de María Magdalena

Es el único edificio medieval que se conserva en su estado original en Budapest. Se pueden visitar tanto la iglesia como la torre (con vistas de la zona de Buda) y el precio es de 1.500 HUF para adultos, aunque hay descuentos para grupos, menores de 14 años, etc. (gratis con la Budapest Card).

Museo de Historia Militar

Es una visita perfecta para todos aquellos interesados en la historia de Hungría o aficionados a los temas militares. Abre de martes a domingo de 9.00 a 17.00 y la entrada es de 1.500 HUF para adultos (gratis con la Budapest Card).

Edificio Nacional de Archivos de Hungría

Paseando por el Barrio del Castillo. A la izquierda, el Edificio Nacional de Archivos de Hungría

Sólo lo vimos por fuera, pero es un edificio con una fachada preciosa y una cubierta a base de tejas de colores, que recuerda a la de la Iglesia de Matías. Desde allí, puedes pasear por la calle Fortuna, con sus preciosas casas de colores

Pastelería Ruszwurm

Se dice de ella que era la favorita de la Emperatriz Sisí; nosotras desayunamos allí y merece mucho la pena probar alguna de sus tartas o de su bollería. Eso sí, ten en cuenta que es un local muy pequeño y quizá no tengas sitio para sentarte… Abre todos los días de 10.00 a 18.00.

Museo Hospital de la Roca

Este museo se encuentra en el lugar que fue utilizado como hospital para curar a los heridos de la Segunda Guerra Mundial en el subsuelo del Barrio del Castillo de Buda. Más adelante, se utilizó de nuevo como hospital durante la Revolución Húngara de 1956 y como búnker durante la Guerra Fría.

CASTILLO DE BUDA

Castillo de Buda

El Castillo de Buda es otro de los sitios imprescindibles que ver en Budapest. Fue construido en el siglo XIV como residencia de los reyes de Hungría, y después de varias reconstrucciones, quedó prácticamente destruido durante el Sitio de Budapest, a finales de la Segunda Guerra Mundial.

El edificio actual es de estilo neoclásico y reconstruido a mediados del siglo XX y es Patrimonio de la Humanidad desde 1987. Alberga  la Galería Nacional Húngara, el Museo de Historia de Budapest y la Biblioteca Széchenyi y, aunque no quieras visitarlo por dentro, merece la pena llegar hasta aquí para disfrutar de las vistas de Pest desde el castillo.

Para llegar hasta el castillo, se puede hacer caminando desde Adam Clark tér, desde el Bastión de los Pescadores (como hicimos nosotras) o con el funicular del Castillo de Buda, que se encuentra junto al famoso Puente de las Cadenas. El funicular se inauguró en 1870 y, al igual que el puente, fue prácticamente destruido durante la Segunda Guerra Mundial, por lo que tuvo que ser reconstruido, siguiendo el modelo original del siglo XIX.

Base del funicular del Castillo de Buda
  • Ubicación del funicular: Adam Clark tér
  • Horario: martes a domingo de 7.30 a 22.00
  • Precio: 1.200 HUF (hay un pequeño descuento si compras la ida y la vuelta juntas)

PUENTE DE LAS CADENAS

El Puente de las Cadenas visto desde el Castillo de Buda

Széchenyi Lánchíd es el puente más antiguo de la ciudad. Se inauguró en 1849 y desde su construcción, ha sido uno de los símbolos más representativos de Budapest.

Durante la Segunda Guerra Mundial, las tropas nazis dinamitaron el puente, que quedó parcialmente destruido, aunque se reconstruyó y se re-inauguró en 1949 (en el centenario de su construcción). Cruzarlo de un lado a otro es un imprescindible en cualquier viaje a Budapest, podrás hacerlo andando, en autobús o en coche.

BALNEARIO RUDAS

Se encuentra a los pies de la Colina Gellért, al lado del Danubio, y está considerado como uno de los baños turcos más bonitos del mundo. Se construyó a mediados del siglo XVI, bajo la época de dominación otomana, aunque ha sufrido varias reformas y ampliaciones.

Tiene varias piscinas interiores, entre las que destaca la piscina octogonal otomana, cubierta por una cúpula. Entre semana sólo pueden entrar hombres y el uso del bañador no es obligatorio, los martes es sólo para mujeres, y durante los fines de semana es mixto y es obligatorio usar bañador.

  • Ubicación: Döbrentei tér 9
  • Horario: lunes a viernes de 6.00 a 20.00 y sábados y domingos de 6.00 a 19.00. Los viernes y sábados tiene un horario especial nocturno de 22.00 a 4.00
  • Precio: el precio de la entrada varía entre 3.000 y 5.000 HUF (entre 8 y 15€) dependiendo de si quieres vestuario individual o no, de si alquilas la toalla y chanclas o las llevas tú…

CIUDADELA

La Estatua de la Libertad y la Ciudadela bajo la nieve y la niebla

La Ciudadela de Budapest, ubicada en la Colina Gellért, es el punto más alto de la ciudad y desde donde se puede disfrutar de unas increíbles vistas del Danubio y de ambas orillas del río. En mi viaje a Budapest a finales de 2019 dejamos esta visita para el último día, pero ese fue el día que no paró de nevar, así que no llegamos a subir, ya que sólo hubiéramos visto niebla…

Se construyó a mediados del siglo XIX como edificio de los vigilancia por orden de los Habsburgo y durante la Segunda Guerra Mundial se construyó un bunker nazi en su interior. Desde 1960 está considerada como lugar de interés turístico y es uno de los sitios más visitados de la ciudad.

Bunker

Se encuentra dentro de la fortaleza y fue construido por los nazis como refugio antiaéreo. Es un espacio de 3 plantas con varias salas, en las que se muestran figuras de cera que representan escenas de la guerra, así como una gran colección de imágenes.

Monumento a la liberación

Se conoce también como Estatua de la Libertad y se construyó tras la liberación de Budapest por el ejército ruso. Representa a una mujer que levanta una rama de palma, flanqueada por dos figuras que simbolizan la liberación de la ciudad y la derrota del fascismo.

  • Ubicación: Colina Gellért
  • Horario: la Ciudadela está abierta 24 horas, pero la fortaleza tiene un horario hasta las 19.00
  • Precio: visitar la Ciudadela es gratis, pero la entrada a la fortaleza y al bunker son 1.200 HUF

PUENTE DE LA LIBERTAD

Puente de la Libertad

Szabadság hid es otro de los principales puentes de Budapest y, para mí, el más bonito. Se inauguró en 1896 y está construido en hierro fundido pintado de verde. Se puede cruzar caminando, en tranvía o en coche, y es uno de los imprescindibles que ver en Budapest.

Une las dos orillas del Danubio; en la orilla de Buda está la Colina Gellert y en la orilla de Pest el Mercado Central de Budapest.

IGLESIA RUPESTRE (GELLÉRT HILL CAVE) 

Exterior de la Iglesia Rupestre de Budapest

Se encuentra a los pies de la Colina Gellért, excavada en la roca, por lo que parece una cueva más que una iglesia. En su interior se conserva una copia de la Virgen Negra de Czestochowa (patrona de Polonia) y una pintura que representa a San Maximiliano Kolbe (un monje polaco que escondió a miles de judíos durante la Segunda Guerra Mundial y que murió en Auschwitz para salvar a otros prisioneros).

Durante muchos años, esta iglesia ha estado cerrada, ya que el gobierno comunista prohibió el culto y tapió su entrada. Se reabrió en 1989 y en la actualidad es una de las visitas más importantes de Budapest.

  • Ubicación: Colina Gellért, junto al Balneario Gellért y el Puente de la Libertad
  • Horario: lunes a sábado de 9.30 a 19.30
  • Precio: entrada gratuita

BALNEARIO GELLÉRT

Hotel Gellért, donde se encuentra el Balneario Gellért

Se encuentra dentro del Hotel Gellért, y lleva abierto desde 1918 (antes de la construcción del hotel). Es el balneario más bonito de Budapest y el más conocido (¿recuerdas el famoso anuncio del Cuerpo Danone?).

Es más pequeño que el Balneario Széchenyi, y sus instalaciones son bastante antiguas; además, la piscina principal no es de agua caliente, por lo que no es la opción ideal para los meses de invierno… Por si fuera poco, es el balneario más caro de todos los que tiene Budapest…

  • Ubicación: Kelenhegyi út 4 (la entrada está en el lateral derecho del Hotel Gellért)
  • Horario: lunes a domingo de 6.00 a 20.00
  • Precio: el precio de la entrada varía entre 5.600 y 7.000 HUF (entre 16,5 y 20€), dependiendo de si quieres vestuario individual o taquilla, de si vas entre semana o fin de semana y de si coges horario de primera hora de la mañana o última de la tarde. Lo mejor es que consultes los precios en su página web para ver todas las opciones

TRANVÍAS 19 Y 41

Mientras que en Pest uno de los mejores planes es coger el tranvía nº2, que discurre por la orilla del Danubio, en Buda se puede hacer lo mismo con los tranvías nº 19 y 41. Con ellos puedes llegar desde Batthyány Tér hasta el Hotel Gellért, mientras disfrutas de las vistas durante el trayecto: Parlamento, Puente de las Cadenas, Basílica de San Esteban, Puente de la Libertad…

Si tienes la Budapest Card o los bonos de 1, 3 o 7 días, tendrás el transporte incluido. Si no, el precio de un billete sencillo es de 350 HUF (1€) y lo puedes comprar en las máquinas que hay en las paradas de tranvía.

MEMENTO PARK

Es otro de los lugares que no pudimos visitar, pero no puedo dejar de incluirlo en el listado de qué ver en Buda.

El Parque de la Memoria se encuentra a unos 10 kilómetros al sur de la ciudad y es uno de los monumentos más controvertidos de Budapest. Este parque constituye un recuerdo de la época comunista de Hungría, un pasado que muchos húngaros quieren olvidar, mientras que otros consideran que es importante mantener el testimonio histórico del país, incluso si es de una manera crítica. 

Durante la ocupación soviética, se levantaron muchas estatuas comunistas en la ciudad; pero cuando en 1991 las tropas soviéticas se retiraron de Hungría, se tuvo que decidir qué hacer con todas estas esculturas, odiadas por la mayor parte de los húngaros. Aunque se pensó en destruirlas, finalmente se optó por trasladarlas a las afueras de la ciudad, como un recuerdo del pasado, y actualmente el parque tiene un total de 42 estatuas.

Se puede llegar en transporte público (metro + autobús) o en un autobús que sale todos los días a las 11.00 de Deák Ferenc tér y con cuyo billete tienes un descuento en la entrada al parque.

  • Ubicación: Balatoni út – Szabadkai utca sarok, al sur de Budapest
  • Horario: lunes a domingo de 10.00 a 18.00
  • Precio: 1.500 HUF para adultos y 1.000 HUF para estudiantes. Con la Budapest Card se aplica un 20% de descuento

¿Conoces Budapest? Es una de las ciudades más bonitas de Europa y seguro que disfrutas muchísimo de su visita. Si estás pensando en visitar la capital de Hungría, no te pierdas este post para organizar tu viaje y este otro en el que te cuento todo lo que ver en Pest.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: